El 60% de los autónomos ha dejado de facturar más de 15.000 euros

Los trabajadores autónomos tiran estos días de calculadora y se preparan para cerrar el ejercicio 2020, que deja tras de sí unos números “horribles”. Así lo ha calificado el presidente de ATA, Lorenzo Amor, este lunes en la presentación de una nueva edición del barómetro de situación del colectivo de autónomos. El covid ha lastrado la facturación de la gran mayoría de los trabajadores por cuenta propia y una parte del sector no volverá a la actividad. “La mitad de los autónomos en cese de actividad [unos 150.000] no volverán a levantar la persiana”, ha alertado el presidente de ATA; que ha reclamado extender este sistema de protección más allá del 31 de enero.

El 61,5% de los trabajadores por cuenta propia ha dejado de facturar más de 15.000 euros este pasado 2020, según los datos recopilados por la organización empresarial, a partir de una encuesta realizada entre el 4 y el 7 de enero sobre una muestra de 2.805 personas. Una caída de facturación que, según han denunciado desde la entidad vinculada a CEOE, no se ha visto acompañada en la misma proporción por las ayudas públicas dispuestas por la Administración.

Según cálculos de ATA, el Gobierno ha destinado un total de 9.000 millones de euros en ayudas directas este pasado 2020 para el colectivo de afiliados al RETA; frente a unos descensos acumulados de ingresos entre el colectivo que ascienden a 65.000 millones de euros. Es decir, según los números de ATA, si bien cada autónomo ha recibido, de media, 3.000 euros en ayudas; ha visto caer su facturación en 20.000 euros, de media. “Se avecina un desastre para autónomos, empresas y trabajadores si no se acompaña de un plan urgente de medidas económicas”, ha declarado Amor.

La pandemia ha provocado una caída de la actividad económica que continúa este 2021 y es que tres de cada cuatro autónomos están funcionando actualmente con algún tipo de restricción sobre sus negocios. Lo que provoca que, según los mismos datos de ATA, más de la mitad opera por debajo del 50% de su actividad. Pese a dicho escenario de pérdidas, los datos de afiliación a la Seguridad Social no revelan, por el momento, una pérdida de empleo entre el colectivo. De hecho, la Seguridad Social cerró el 2020 con 3,27 millones de autónomos en alta; 20.289 más que en enero.

El presidente de ATA, Lorenzo Amor, considera que parte de esas altas son “ficticias” y que únicamente se sostienen debido al cese de actividad extraordinario habilitado por el Gobierno. “La mitad de los autónomos en cese de actividad [unos 150.000] no volverán a levantar la persiana”, ha alertado. “Mantener un negocio con una ayuda de 600 euros es complicado”, ha añadido. La organización empresarial vinculada a la CEOE ha instado al Gobierno a concretar cuanto antes la prórroga de las ayudas públicas a los autónomos, que, como los Ertes, vencen el próximo 31 de enero. Las negociaciones para ello todavía no han comenzado.
(El Periódico, 12-01-2021)