Adiós al billete de 500 euros

El Banco Central Europeo (BCE) ha decidido dejar de imprimir estos billetes, que no obstante conservarán su valor y podrán ser canjeados en cada país. El consejo de gobierno del BCE ha decidido poner fecha de caducidad a los billetes de 500 euros en el marco de sus actuaciones para combatir el terrorismo y el blanqueo de capitales.

Su desaparición no será, sin embargo, inmediata. La institución que preside Mario Draghi ha anunciado que estos billetes dejarán de emitirse a finales de 2018, cuando está planeado introducir los billetes de 100 y 200 euros de la nueva serie Euro 2, caracterizada por sus mayores medidas de seguridad y cuyos billetes de 5, 10 y 20 euros ya se encuentran en circulación.

El BCE señala, no obstante, que los billetes de 500 euros seguirán siendo de curso legal y que, por tanto, podrán seguir utilizándose como medio de pago y de ahorro. Asimismo, añade que siempre conservarán su valor y que, si así lo desean sus poseedores, podrán ser canjeados en los bancos centrales de los diferentes países de la zona euro.

Draghi ya confirmó en febrero que estaba considerando retirar de la circulación los billetes de 500 euros, días después de que los Gobiernos de los 28 Estados de la UE le instaran a hacerlo, dentro de un paquete de medidas para combatir el terrorismo y el blanqueo de dinero.

El registro histórico del BCE muestra que en enero de 2002, momento de entrada en circulación de la moneda única europea, existían un total de 60,6 millones de billetes de 500 euros puestos en circulación que representaban aproximadamente el 13,6% del valor total de la divisa europea. Hasta marzo de 2016 se han emitido un total de 594 millones de billetes ‘morados’ por valor de 297,2 millones de euros, lo que significa han alcanzado el 27,8% del volumen total de euros en circulación, tan solo por detrás del billete de 50 euros (39%).

(Cinco Días, 05-05-2016)