REBAJA DEL IRPF PARA LOS AUTÓNOMOS Y PARA LOS TRABAJADORES

El Gobierno decide adelantar a este mismo mes de julio la rebaja del IRPF prevista para el próximo 1 de enero

El adelanto de la rebaja fiscal prevista para 2016 al pasado 1 de julio supondrá una bajada media adicional de 12 euros al mes para 20 millones de contribuyentes. Esta reducción se suma a la que ya está en vigor desde el pasado 1 de enero, que alcanza una media de 30 euros al mes, con lo que supone un total de 42 euros al mes. Desde el pasado 1 de julio, el marginal máximo baja del 47% al 45%, y el mínimo, del 20% al 19%.

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha anunciado que adelantará al 1 de julio la rebaja del IRPF, que estaba prevista para el próximo 1 de enero de 2016. Rajoy cifró “un ingreso adicional para los contribuyentes de 1.500 millones de euros este año, y aseguró que “todos los trabajadores notarán en su nómina una rebaja de retenciones, igual que la que experimentaron en enero”.

Al Gobierno aún le quedan aspectos técnicos de esta rebaja del IRPF por cerrar: el más importante, si la bajada tiene efectos desde el 1 de enero o no. Los expertos consultados por este diario consideran que la “ortodoxia” marca que sea desde el 1 de enero, ya que apuntan que el que haya dos tarifas en un mismo ejercicio, algo “insólito”, entrañaría “gran complejidad”.

El único cambio del IRPF en medio de un ejercicio lo hizo Felipe González en 1992, cuando subió el IRPF en junio, pero lo articuló con efectos desde el 1 de enero. Una rebaja con efecto en todo el año, que significaría prorratear la reducción correspondiente a enero-junio en el resto de las nóminas, supone una pérdida de recaudación mayor para las arcas públicas.

Las retenciones de los autónomos se rebajarán al 15%

Rajoy también ha avanzado que las retenciones de los autónomos se rebajarán al 15% desde el pasado 1 de julio. Esta reducción supone devolver a autónomos y profesionales al tipo de tenían hasta septiembre de 2012. La reforma fiscal había situado sus retenciones en el 19% en 2015 y en el 18% en 2016. Desde julio de 2014, los autónomos con unos rendimientos anuales inferiores a 15.000 euros ya disfrutan de un tipo del 15%.

En el Real Decreto-ley de recortes de julio de 2012, en el que se eliminó la paga extra de los funcionarios y se subió el IVA, el Gobierno elevó del 15% al 21% la retención en el IRPF por rendimientos de actividades profesionales a partir del 1 de septiembre de ese año. En ese momento dijo que esta subida era temporal, y aseguró que en 2014 la rebajaría al 19%. Sin embargo no la revirtió hasta 2015, con la entrada en vigor de la reforma fiscal.

El presidente de la Federación de Autónomos ATA, Lorenzo Amor, ha calculado que el adelanto de la rebaja del IRPF y la reducción de retenciones supondrá para los autónomos un ahorro de unos 700 euros al año, es decir, una bajada media de 60 euros al mes.
Por su parte, la Unión de Profesionales y Trabajadores Autónomos (Upta) ha considerado “justa y acertada” la rebaja y consideró que tipos superiores al 15% “se pueden considerar prácticamente como confiscatorios”.

(Cinco Días, 03-07-2015)